Cómo limpiar tu smartphone

Cómo limpiar y desinfectar tu teléfono correctamente

Cuando hablamos de hacer una limpieza a nuestro smartphone lo primero que pensarás es en eliminar archivos basura y liberar espacio. En este artículo no vamos a tratar este tema, si no que vamos a ver cómo limpiar nuestro smartphone por fuera y mantenerlo cuidado.

Posiblemente pensarás que esto no es necesario, que tu teléfono está limpio y que basta pasarle un trapo o limpiarle la pantalla con la camiseta y se queda perfecto. Desgraciadamente no podemos estar más equivocados.

Según estudios llevados a cabo en la Universidad de Barcelona y la Fundación de estudios para la seguridad y salud social o FESS, no es así. En los smartphones suele haber más de 20 veces la cantidad de gérmenes y bacterias que hay en una taza limpia de váter.

Cómo limpiar tu móvil y quitar los gérmenes

Ahora bien, no es necesario que seas un hipocondríaco para tener ciertas pautas adicionales de higiene. Tampoco estoy diciendo que lo tengas que limpiar contínuamente o llevar los productos de limpieza encima. Es algo que también a mí me ha pillado por sorpresa y que veremos hasta qué punto se debería desarrollar, pero ahora entremos en materia.

Limpiar el móvil con alcohol isopropílico

alcohol-isopropilico

Desde luego la mejor opcion a la que podemos optar es el alcohol isopropílico. Si no tienes claro qué es, te diré que es un tipo de alcohol utilizado generalmente para la limpieza de componentes electrónicos. Si bien es verdad que no vas a desmontar el móvil para limpiarlo por dentro, este tipo de alcohol no deja residuos.

Otra cosa muy importante es que se evapora rápidamente y no es conductor, por lo que es ideal para este tipo de limpieza ya que no se corre riesgo de producir cortos. Se venden en tiendas de electrónica, en algunas ferreterías o incluso grandes superficies, por lo que hacerte con una botella de este alcohol no será complicado.

Léete también  De quién es el número... (lista de números de empresas que llaman y mi mosqueo con el relleno)

Limpiar el teléfono con agua y lejía

Aunque te parezca  una exageración, puedes coger un vaso de agua destilada y echarle 3 o 4 gotas de lejía (véase gotas, no un chorro). Lo mezclas bien y humedeces un trapo o papel de cocina un poco, que esté entre seco y húmedo. Con este le pasas a toda la superficie del teléfono varias veces y se quedará impecable.

Gracias al poder desinfectante de la lejía podrás matar la mayoría de los gérmenes que haya en el terminal. Luego solo tienes que pasarle un paño seco o papel para eliminar toda la humedad que quede en el teléfono y listo.

Alcohol etílico y agua para limpiar tu smartphone

También puedes dejar tu teléfono como los chorros con alcohol etílico, pero no puro (96º). En este caso lo ideal es diluirlo con un poco de agua destilada, un 50% está bien. ¿Pero cómo lo voy a mezclar con agua? Puede que pienses. Aunque parezca una contradicción, el agua destilada no es conductora, por lo que aunque se mojase tu teléfono no correría peligro de cortocircuito.

Otra cosa es que esté muy sucio o tenga arena, tierra u otra suciedad con sales minerales, entonces hay que tener mucho más cuidado al limpiarlo. En el agua la parte conductora son las sales que contienen y el agua destilada al no tenerlas no pone en peligro el teléfono.

Ten en cuenta que con alcohol únicamente tampoco deberías limpiarlo, ya que puede dejar algunos residuos o ser demasiado abrasivo y si entra en el teléfono darte problemas.

Un trapo de microfibra limpio y seco

limpiar smartphone

Si por lo que sea no tienes estos productos a mano y estás pensando limpiarlo con agua Ojo! Lo mejor es darle con un trapo de microfibra seco, ya que el agua también contiene bacterias y puedes dejar húmedo el terminal. Si esto pasa y ese agua llega a entrar en el teléfono podría romperse. Además de que el agua crea un ambiente perfecto para las bacterias y hongos.

Léete también  ¿Buscas una phablet? Échale un ojo al Leagoo T5 [patrocinado]

El trapo seco no eliminará las bacterias por completo, pero la microfibra arrastrará la mayoría de la grasa, suciedad y gérmenes que haya en la superficie del terminal. Una vez limpio el teléfono se debería enjuagar el trapo con jabón y desinfectante antes de su próximo uso claro.

Conclusión

Limpiar el teléfono es realmente fácil, eliminar todos los gérmenes y dejarlo impoluto. El problema es que muchas veces no tenemos los utensilios necesarios y optamos por pasarle cualquier cosa con tal de que se quiten las huellas de la pantalla.

Si bien es correcto el mantener nuestro entorno y herramientas lo más limpias posible, puede que haya contraindicaciones. Nuestro cuerpo se va acostumbrando a estos gérmenes hasta el punto de que se vuelven inofensivos para nosotros. Si eliminamos su presencia el organismo baja la guardia y posiblemente nos expongamos a una infección o enfermedad si nos volvemos extremadamente cautos.

Es cierto que muchas veces puede parecer exagerado, pero seguramente por darle un repaso al móvil un par de veces a la semana no pasará nada.

¿Tú que opinas? ¿Deberíamos limpiar nuestros teléfonos más frecuentemente? Cuéntame tu método y si lo estabas haciendo bien.


AYUDANOS a poder seguir dando respuestas. Te podemos echar una mano y tú también a nosotros, símplemente dale a me gusta.