Review completa del disco ssd chino de 128gb recadata

Review a fondo del disco duro SSD RECDATA SSD 128GB

Este era uno de los componentes que tenía ganas de echar el guante. En este análisis a fondo del disco duro SSD RECDATA SSD 128GB vamos a ver si realmente merece la pena hacerse con un SSD que no sea de marca.

Pero como siempre, lo primero es darle las gracias a nuestros amigos de Banggood por mandar una muestra para que pueda trastearla y llegar a una conclusión.

Si te quieres hacer con uno puedes hacerlo desde su página.

Análisis completo del disco duro SSD RECDATA SSD 128GB

Y es que a falta de pan, buenas son galletas. Como sabrás, un disco duro de estado sólido o SSD se caracteriza por ser mucho más rápido que un disco mecánico. El tema está en la forma de implementar el hardware del disco.

Esto de los discos sólidos es algo sensible, pues entran muchas variables que pueden inclinar la balanza hacia que merezca la pena o no hacerse con una unidad más barata dependiendo de cómo lo hayan implementado.

Contenido de la caja del SSD RECDATA SSD 128GB

Al llegar, lo primero que se nota es que es una caja de cartón normal y corriente. Nada especial que destacar excepto que viene montada y hecha de tal forma que el disco duro está completamente encajado en el centro lejos de los golpes que se pueda llevar por las esquinas.

También, como no pesa nada, aunque solo lleve algo de burbuja por encima es más que de sobras, ya que luego verás que con la carcasa metálica del disco es más que suficiente para protegerlo.

En la caja va:

  • Disco duro SSD

¿Esperabas algo más? Prácticamente todos, a no ser que sea alguna edición especial, va a venir con lo mismo en la caja. Siempre echo de menos que te den la opción a que te venga con cable, pero dado lo que valen y que lo puedes igualmente pedir por un par de euros no es algo crítico siempre que hayas previsto que no viene en la caja.

Léete también  Como mejorar el rendimiento del pc de forma rápida

Calidad de los materiales del SSD RECDATA SSD 128GB

Bueno, aquí no hay mucho que se pueda rascar… ¿o si? La verdad es que el disco duro se parece al de cualquier marca. La diferencia aquí es que en lugar de ser de aluminio, la fabricación parece hecha en algún metal, que es realmente susceptible a doblarse.

Las pruebas de torsión no las he llevado a cabo con la fuerza habitual, ya que aun siendo verdad que el disco duro es un bloque con los tornillos que monta, no deja de ser como chapa, y dentro verás que viene poco relleno como para hacerlo algo más sólido.

En este punto es suficiente. Es un dispositivo que va a vivir dentro de la caja del pc, o en una caja externa usb, así que no hace falta más.

Especificaciones teóricas del SSD RECDATA SSD 128GB

Estas son todas las especificaciones que ofrece el fabricante, pero por supuesto hay que ponerlas a prueba.

Especificaciones del SSD RECDATA SSD 128GB
Slot 2,5”
Capacidad 64G
Interfaz Sata III
Chips MLC
Lectura Hasta 520Mb/s
Escritura Hasta 330Mb/s
Factor de forma 15+7 pins
MTBF +2 Millones de horas
Tamaño 100x70x7mm
Peso 40gr

Como ves, sobre el papel parece más que interesante, aunque la realidad en componentes que no son de marca termina siendo un poco diferente. También hay que tener en cuenta que las velocidades que nos marca el vendedor es para la versión de mayor capacidad, 256GB que puede que sí los alcance.

Pruebas de rendimiento del disco SSD RECDATA SSD 128GB

Si sueles seguir el blog, seguramente conoces ya algunas herramientas para poner a prueba el rendimiento de tu disco duro. Estas son las mismas que suelo utilizar cada vez que cae algún modelo que no he probado en mis manos, y que mejor resultado dan.

Léete también  Review teclado B-Move BG N8HAWK

CrystalDiskInfo

Como puedes ver, en cuanto a velocidad de lectura/escritura de datos secuenciales no lo hace nada mal. Ahora bien, el tema de la lectura y escritura de datos aleatorios es un patinazo de los gordos, y más teniendo en cuenta que el precio que ronda es el mismo que podemos encontrar en discos .

Instalación de Windows en el SSD RECDATA SSD 128GB

Bueno, desde las pruebas, lo que esperaría sería que el disco duro no se comporte realmente bien. He visto algunos modelos en los que Windows tardaba en instalar más de media hora, lo que realmente me parecía una locura siendo SSD y hoy en día que no tardan eso ni en HDD.

Por suerte, este modelo es capaz de hacer una instalación bastante rápida (desde una memoria usb SanDisk). Quedando en poco menos de media hora con el sistema configurado y el cursor en pantalla.

Por supuesto la parte de la copia de archivos se ve limitada por la velocidad de la memoria flash, pero si lo comparas por ejemplo con el rendimiento del Samsung EVO 840, que tarda algo menos de un cuarto de hora, es cuando la escritura aleatoria se nota más.

Qué hay dentro del SSD RECDATA SSD 128GB

En otro artículo expliqué por qué los SSD grandes tienen más rendimiento, y aquí en cuanto lo he abierto (antes de las instalaciones), ya sabía cuales serían los resultados. Si te has leído el artículo entenderás por qué nada más ver la foto.

Como puedes ver, cuenta únicamente con un par de chips de almacenamiento, por lo que la escritura aleatoria se tiene que partir los procesos entre esos dos, y por supuesto, con solo dos hilos poco rendimiento se puede esperar.

De hecho, es precisamente por esto por lo que sacan un rendimiento como el de las memorias flash buenas (y no tan buenas), por ejemplo las kingston metálics que se enganchan al llavero suelen llegar hasta los 18MB/s (en usb 2.0), eso sí, en secuencial.

Léete también  Copia de Review a fondo de los auriculares ESON Estilo W13

Debido a que tiene unas 5 veces menos chips que los discos duros SSD normales, la controladora no tiene que hacer demasiado esfuerzo, y también es sencillita.

Conclusión

La verdad es que tenía muchas más espectativas puestas en estos discos duros “Chinos” de marcas no conocidas, ya que suelen rondar el precio de los discos de marca como Kingston y similares de “bajo rendimiento” que aun así es hasta un 35% más de lo que ha dado este.

En cuanto a su utilidad, no voy a decir que no la tenga, puesto que es ideal para poner en un ordenador secundario, un decodificador de satélite, o hacer tus pruebas (incluso usarlo para virtualizar un nas).

Lo que no haría, sería utilizar este modelo de disco duro como unidad principal en mi equipo de uso diario, pues se vuelve realmente lento. Para lo que sí que parece ir bien, es para tenerlo como una unidad secundaria para meter los juegos que tengas instalados (y te quepan), ya que si la escritura y lectura son secuenciales va bastante rápido.

Si te quieres hacer con uno puedes hacerlo desde su página.

Como seguramente te quedan dudas a la hora de elegir, aun teniendo este como una opción para lo que yo lo usaría, te recomiendo echar un ojo a qué tener en cuenta a la hora de elegir un disco SSD.

¿Estabas mirando SSDs? ¿Qué capacidad quieres para tu equipo? Comenta y comparte.


AYUDANOS a poder seguir dando respuestas. Te podemos echar una mano y tú también a nosotros, símplemente dale a me gusta.